VIDA EN PAREJA

A propósito del día del amor…

Por: MARÍA VERÓNICA DEGWITZ /

beach-children-dad-family-kids-kiss-Favim.com-57742

Primero esposos que padres. Un consejo que me dieron antes de casarme y que me aseguraron que costaba bastante. Si, ya se que choca con la racionalidad que dice que no hay amor más grande que el de una madre a sus hijos. Si, ya se que muchas se escandalizaran al leerlo. Si, ya se que en estos tiempos en el que para muchos el matrimonio es solo un contrato, esta afirmación es una herejía.

Pero sin miedo a escandalizar a todos mis lectores reafirmo que si, quiero cumplirlo. El amor que tengo hacia mis hijos, es natural, brota del corazón, si me distraigo lo mas probable es que empiece a pensar en ellos. Sin embargo, el amor de esposos es mucho mas complicado y cambiante: desde el día del flechazo (el momento en el que no puedes pensar en mas nada que no sea el ser amado), al día del matrimonio (en el que ya puedes pensar y sin embargo sientes que el amor va creciendo profundamente), hasta la convivencia y la rutina diaria, que si no se cuida, va dando al amor ese sabor a costumbre.

Concluyo entonces que el amor matrimonial es más voluntario. Depende de mi querer, no de mi instinto, y es por eso que estoy segura de que debo esforzarme en ser primero esposa, en tener detalles de cariño que alimenten cada día nuestro amor, en acordarme que, como decía una persona muy querida: mi esposo es el hijo mas chiquito y lo tengo que consentir más que a todos los demás (igual que él a mi… ojo todos los esposos que leen este blog!! jajaja)

Al final amar más a mi esposo es querer muchísimo más a mis hijos. Ellos crecerán en un ambiente de amor, y tendrán la seguridad de que pase lo que pase tienen unos papas que se quieren muchísimo y eso no va a cambiar… y no hay mejor regalo que se les pueda dar a los hijos que el amor de su mamá y su papá…

¡Feliz día de San Valentin!

1

Comments (1)

  1. @pattyneta:

    Qué bonito! Lo acabo de leer con mi esposo, estamos muy de acuerdo contigo y sólo nos queda decirte: gracias!

  2. Pingback: A propósito del día del amor… - Reflexión

Deja una respuesta